Esta entidad local fue fundada el 19 de octubre de 1952. Uno de sus socios fundadores, el señor José R. Merlo, fue el primer presidente con sólo 20 años.

Hasta 1952 no existió en Concordia entidad filatélica alguna, sí coleccionistas filatélicos.

Por aquel entonces los que juntaban estampillas eran sólo un grupito de guríses que intercambiaban sellos y algún conocimiento ya sea entre amiguitos del barrio y compañeros de la escuela, cuando nuestro Correo no emitía más de media docena de sellos por año.

Muchos consideran al míster Morgan,  el alma mater de la filatelia en Concordia. Era un muy respetable y respetado caballero inglés, jubilado ferroviario de ese entonces (los ferrocarriles eran de capitales británicos), quien ciertos días de semana, a la nochecita, se sentaba siempre en un banco de la plaza frente al hotel Colón, y allí obsequiaba sellos a los niños que se lo pedían.

Este muy gentil gesto de este señor, acrecentó  el entusiasmo coleccionista de estos chicos, por lo que este hecho dio origen a que fuera el señor Merlo el referente de cuanto chico que comenzara a coleccionar se le acercara.

Con aquellos más entusiastas comenzaron a pergeñar un núcleo que tomaba la filatelia en serio, y así comenzaron a visitar a filatelistas avanzados, que los había, pero que jamás,  tuvieron la intención de agruparse.

Pues bien; así pasó la década del ’40 y llegaron los ’50.

El señor Merlo vivía en la calle Buenos Aires al 184 y una tarde llamaron a su  puerta, era “Cacho Bocanegra”, a quien él conocía de vista por vivir en las cercanías, quien le manifestó que venía a verlo pues sabía que él era coleccionista y que como él conocía a otros, le proponía fundar un Centro Filatélico.

Fue así que luego de otras conversaciones, el domingo 19 de octubre de 1952 se reunieron en la casa de Merlo: Cacho, Cuevas y Herr Winkle. Como corresponde, enunciados y aceptados los propósitos que los reunían, era necesario formular una Comisión Directiva.

A propuesta de Bocanegra, Merlo fué nominado para la presidencia.

En fin, así nació el Centro Filatélico Concordia. Una vez constituido se logró la adhesión de varios niños y jóvenes, cuya duración como socios en su mayoría, fue fugaz.

No obstante, la comisión persistió y logró, tiempo después, que se asociaran personas mayores, descubriendo así filatelistas cuya condición de tales era desconocida. Digamos que después de las primeras reuniones “infantiles” en su domicilio, ya con la incorporación de adultos se  sintieron en condiciones de gestionar la sesión de un salón de reuniones dominicales, que obtuvieron nada menos que en el primer piso del Palacio Municipal.

El mes anterior se había constituido la Federación Argentina de Entidades Filatélicas, se solicitó y se obtuvo la afiliación a la Asociación Filatélica de la República Argentina, que era la entidad que cumplía las funciones, precisamente, para las cuales fue fundada la F.A.E.F. No obstante ello, nuestro Centro estuvo presente en el Primer Congreso Filatélico Argentino que realizó la Federación de la Capital Federal en agosto de 1953.

Lo pintoresco de esa participación era que mientras los delegados presentes eran en su mayoría personas de edad madura, el de Concordia se destacaba por su juventud.

Algunas personas que lo sucedieron: la señora de Massera, Julia Débora Friedrich,  José María Acosta y  Jorge Mario, acrecentaron, fortalecieron y extendieron la acción del Centro en la región, Uruguay incluido, concretamente así la visión que formaba, para entonces, parte de nuestras ensoñaciones juveniles.

En la década del ’70, luego de un decaimiento de la actividad luego del alejamiento de Merlo y del fallecimiento de Bocanegra, un nuevo grupo de filatelistas, compuesto por los señores Acosta, Montenegro, Mario, Maldonado y la señorita Friedrich, lo reflota, funcionando en la Academia “Plus Ultra”.

En ese período se lleva a cabo una exposición filatélica denominada “Una hoja de mi Álbum”, y un año después, al celebrarse las Bodas de Plata, otra exposición de gran envergadura en la galería de arte del pintor Julio Lavallén, que resultó un éxito. En esos años la presidencia del Centro era ejercida por el Dr. Constantino Maldonado, a quien acompañaban el Dr. Jorge N. Mario, Acosta, Bengolea, Salpietro, Enrique, Izaguirre y la señorita Julia Friedrich. En la citada exposición participó el señor Jorge Vermeersch, “quien a la postre sería el impulsor de anexar a la institución la numismática”, por lo que desde entonces el centro fue denominado Filatélico y Numismático.

La memoria dice que la entidad se trasladó, entonces, a un local en calle Pellegrini 770, y se compran muebles y elementos para funcionar con medios propios. A partir de aquí, retomamos el relato del boletín de diciembre de 1997: “El alejamiento del Sr. Vermeersch hacia su Bélgica natal y posterior fallecimiento, y el hecho de tener que abandonar la casa que se ocupaba, provoca una etapa de transición, debiéndose guardar los elementos en un galpón y funcionar en la Biblioteca del Colegio Nacional, surgiendo entonces el impulsor de turno, el Sr. D. Rodríguez, quien, lamentablemente, en julio de 1983 sufre un fatal accidente que nos priva de su presencia y hace que la actividad decaiga paulatinamente por la ocupación y compromisos de los demás.

Felizmente, en 1989 los elementos del Centro son traídos por el profesor Acosta y depositados en la recién fundada sede de la Agrupación Scout “Comodoro Juan José Pierrestegui” (calle Saavedra 234). En el grupo se encontraba el Dr. Jorge N. Mario como dirigente, y al contactarse con aquellos impulsores de los años ’70, se renueva la actividad del Centro en marzo de 1990, comenzando así nueva etapa de reorganización y trabajo que duraría varios años; luego, por temas de la vida, se abandonó aquella locación y durante algunos años no se tuvo un local y/o locación fija, llevándose las reuniones a cabo en diferentes cafés y pubs de la ciudad, hasta que entrado el año 2000 el Centro Filatélico y Numismático Concordia traslada su cede social a las instalaciones de la Biblioteca Julio Serebrinsky (Urquiza 721), instalaciones que fueron muy gentilmente cedidas por la Cooperativa Eléctrica de la Ciudad, donde hasta la actualidad nos reunimos los segundo y cuartos sábados de cada mes. Allí en un ambiente de amistad y camaradería se comparten impresiones y distintos comentarios sobre la numismática argentina y mundial, incluyendo las principales novedades y tendencias del coleccionismo actual.

Respecto a los eventos organizados por el centro podemos nombrar:

  • En septiembre del año 2008, se llevó a cabo una muestra de Postales y Fotografías Antiguas de Concordia del Editor – Fotógrafo: Juan L. Calvet, organizada en la sede de la Biblioteca Julio Serebrinsky por el Centro Filatélico y Numismático Concordia.
  • Para el año del Bicentenario, el CEFYNCON estuvo en la cabeza de la organización de una muestra de monedas y billetes del Museo del Banco Central, llevada a cabo en la planta baja del Centro Cívico de la Ciudad de Concordia, la cual fue todo un éxito por la multitud de gente que conglomeró.
  • Pasados 3 años sin participación alguna en diversos eventos, el día 5 de octubre del 2013, en el marco de la 6ª Feria del Libro de Concordia y la Región, el Centro Filatélico y Numismático de Concordia, invitó al Centro Filatélico y Numismático  San Francisco a dar la charla “Lo que nos cuentan los Billetes”. La misma pretendía explicar el simbolismo de los diferentes elementos que componen nuestro papel moneda y cómo todos ellos guardan relación con el personaje histórico representado en cada billete.
  • Posteriormente, en el año 2014, los días 16 y 17 de Agosto, se llevó a cabo en nuestra ciudad las XXXIV Jornadas Nacionales de Numismática y Medallística, que tuvo al CEFYNCON como anfitrión de dicho evento, éste bajo Resolución Municipal N°35260, fué declarado de Interés Cultural Municipal, declaradas de Interés Legislativo por la Honorable Cámara de Senadores de la Provincia y  por último declaradas de Interés por la Honorable Cámara del Senado de la Nación. El lugar elegido para la realización de la Fiesta Máxima de la Numismática argentina fué el Centro Cívico de la Ciudad de Concordia. Cabe resaltar que de las 34 ediciones de la fiesta máxima de la Numismática argentina, ésta fue la primera vez que se realizaba en la provincia de Entre Ríos, por lo que para todos los socios del Centro Filatélico y Numismático Concordia fue un enorme placer haber correspondido semejante honor de representar a nuestra provincia a nivel nacional.

Actualmente, seguimos trabajando día a día para conglomerar nuevos y viejos coleccionistas de la zona para que se acerquen al Centro y así continuar con su hobby acompañados de gente erudita en la materia.

Copia del Acta Fundacional de nuestro centro, el cual fué fundado el 19 de Octubre del año 1952, junto con el establecimiento de la primera Comisión Directiva

Además, presentamos la copia  del 1° primer estatuto del Centro Filatélico y Numismático Concordia sancionado en el año 1954